}

jueves, 15 de marzo de 2018

EN CARDEL, LA GENTE DICE...


FABIÁN…¡QUÉ BUEN PRESIDENTE!

FRANCISCO MEDINA PALMEROS
Aun cuando un servidor sepa que a nadie le gustan las comparaciones, yo lo hago de mi ronco pecho y me responsabilizo de ello porque a diario me percato de quién tiene oficio político, amor por su tierra, talento, disciplina, experiencia en lo tocante a la administración pública municipal, capacidad de gestión, respeto, visión, dirección y proyección.

Y ese responde al nombre de Fabián Sartorius Domínguez, de profesión licenciado, un joven emanado de familia humilde, oriundo de la comunidad Mata de Jobo, mismo que mamó leche de la buena, de honestidad, de trabajo; criado pobremente con principios sólidos de educación y con valores universales de los que generaciones de hoy en día difícilmente tienen.

Exactamente a 2 meses y medio de estrenarse como Presidente Municipal de Puente Nacional, Ver., el joven está resultando una maravilla como alcalde; honrando su nombre y apellido, a toda su familia, a las escuelas donde estudió y poniendo muy en lo alto las siglas de su partido el PRI, al igual que al PVEM, institutos políticos que lo abanderaron como candidato a la alcaldía, no defraudando hasta hoy a dichos partidos, ni mucho menos a su pueblo puenteño que es lo principal.


Fabián, “El Grande” como lo etiquetaron en campaña está resultando eso, GRANDE y no tanto por su manera de trabajar por ese amor tan entrañable que le demuestra a su terruño, sino que con fuerza propia de toda juventud está llevando a la GRANDEZA a territorio puenteño, demostrando con ello que el PRI, el PVEM o cualquier otro partido político no es malo, sino que malos son los personajes que los representan en muchas de las ocasiones, ya que solitos demuestran la clase de personas que son al obtener poder, poder que no los cambia, sino que los pone ante los ojos del mundo tal y como son.

En el municipio de La Antigua, Ver., específicamente en Ciudad Cardel, colindante con territorio puenteño no se explican cómo es que el alcalde de Puente Nacional, Ver., diariamente da banderazos de obras públicas a favor de sus coterráneos, construcción de carreteras, de aulas escolares, baños sanitarios, etc.; entrega botes de pinturas en docenas para colegios del municipio que gobierna y donde lo hace magistralmente; manda a arreglar desperfectos en el alumbrado público, gestiona para los campesinos, para los estudiantes y ya no haya qué hacer continuamente sin distingos de colores partidistas.

Y esa extrañeza de esta latitud lantigüense o cardelense se debe a que Puente Nacional es un municipio pequeño en presupuesto, eminentemente rural, con muy pocas entradas económicas extras y hasta el lujo se dan ahí de comprar camiones para la basura, parque vehicular para moverse hacia las diversas actividades inherentes al quehacer municipal, etcétera, etc. Y acá, en La Antigua, donde gobierna el PAN, lo digo y lo escribo, nada de eso hay hasta ahora, más que beneficio propio para los gobernantes, eso es lo que apreciamos propios y extraños.

En Cardel, la gente dice que cómo es posible que al municipio de La Antigua, con tantísimas entradas de dinero extra, y diariamente, como el ambulantaje, la prostitución, las cantinas, la limpia pública, el balancín La Posta, la famosa “Lluvia de Estrellas”, el Carnaval, un presupuesto anual de más de 60 millones de pesos y hasta ahora el mandamás panista José Cruz Lagunes Sánchez no ha hecho absolutamente nada más que puro azadonear y pujar diciendo: ¡De aquí soy, Señor… de aquí mero!

La región de Cardel se compone de 5 municipios, y hasta ahora sólo Fabián (PRI) ha demostrado todo lo escrito líneas atrás, llevándoles una delantera encabronada a los restantes 4 alcaldes que enarbolan la bandera del PAN y que están haciendo quedar mal, muy mal a su partido y al Gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares.

Diariamente el priista Fabián Sartorius Domínguez atrae reflectores por su fecundo quehacer municipal, trae una dinámica envidiable para muchos, muy buena escuela heredada de su antecesor, amigo y patrón de él hace algunos ayeres recientes. Nadie duda que de seguir así el oriundo de Mata de Jobo, honesto a carta cabal y no pillo y sinvergüenza, muy lejos llegará en asuntos de política, aunado a la humildad con la que se dirige a la gente, siempre respetuoso y atento.

Definitivamente… ¡No se equivocaron los puenteños!

Tienen un alcalde de lujo, magistral, excelente.

Va Fabián como los caballos de carrera, sin mirar a los lados, y hacia atrás menos.

Ese es amor por su tierra. Ese es un buen gobernante y ya lo dicen chicos y grandes.

Y ojo… ¡ES PRIISTA!

Puente Nacional no tiene ni el presupuesto ni las entradas que tiene Cardel, La Antigua… ¡¡¡Y MIREN!!!

Fabián tiene criterio, tiene carácter, tiene visión.

Fabián es un extraordinario administrador de dineros no suyos.

Fabián no comparte el poder, lo ejerce.

Fabián sabe que trabajo mata grillas baratas.

Fabián no se deja manipular por nadie, Fabián manda, ordena, y si se equivoca como todo buen ser humano, corrige, escucha.

Fabián tiene un equipazo edilicio. A los mejores hombres y mujeres invitó a su equipo de trabajo y he ahí los resultados tangibles y medibles, eso se ve y se nota a leguas.

Fabián es calidad, tiene excelencia, lo demuestra en el día a día, y eso no sólo hay que decirlo, sino publicarlo, difundirlo.

Siempre he sostenido que lo malo siempre será malo; y lo bueno, bueno será. Por lo tanto debe publicarse, debe decirse, debe difundirse.

LA ÑAPA.- Se acabaron las bullas en Cardel, “Lluvia de Estrellas” y Carnaval… Ahora se espera por parte del pueblo, rendición de cuentas, seguramente las ganancias fueron muchas y habrán de utilizarse en construcción de aulas escolares o baños sanitarios para alguna escuela… (¡¡¡Seeeee!!!)

Y RECUERDEN: El que no quiera ver visiones, que no salga de noche. Y al que le pique que se rasque, y al que le arda que se sople. Escrito y publicado está.